PREPARA TU PROYECTO

Descripción general

  1. Fase de elección

    La fase de elección de un proyecto es el punto de partida del trabajo de investigación en el que el alumnado junto con el o la docente se embarca y existen diferentes maneras de abordar esta elección. El punto de partida deseable en el Aprendizaje Basado en Proyectos es la escucha de la voz del alumnado, que gracias al planteamiento de espacios y tiempos dinamizados por el profesorado para el debate, deciden qué les gustaría aprender o sobre qué querrían investigar durante el curso escolar. En base a este interés concreto, se iniciaría un proceso de programación y diseño de actividades en las que se fusionen los intereses del alumnado con los contenidos curriculares correspondientes.

    Como hemos comentado anteriormente, los temas de los proyectos están definidos de antemano con el fin de facilitar la ambientalización de los contenidos curriculares. Las propuestas que presentamos han sido elegidas a partir de un contenido curricular común de las diferentes comunidades autónomas que ha sido ambientalizado. En este sentido, en la modalidad de proyectos de ciencias de la naturaleza que aquí planteamos se facilita una propuesta cerrada de contenidos ambientales y curriculares, secuenciada y ajustada en cada trimestre.

    Este planteamiento hace que no sea posible llevar a cabo un espacio de elección del tema de proyectos a trabajar por parte del alumnado. Sin embargo, puedes escuchar las voces de tu alumnado y hacerle más participe en la fase de elaboración del índice del proyecto. Incluso podrás, si lo consideras, modificar la propuesta a tu gusto, criterio y necesidades de tu alumnado.

    PROPUESTA DE SESIÓN PARA ELECCIÓN DEL ORDEN DE LOS PROYECTOS

    Antes de iniciar la actividad:

    A partir de los tres títulos de proyectos que se desarrollarán a lo largo de cada curso escolar, busca imágenes relacionadas con los mismos. Por ejemplo:

    • Temática del primer proyecto con sus correspondientes imágenes
    • Temática del segundo proyecto con sus correspondientes imágenes.
    • Temática del tercer proyecto con sus correspondientes imágenes.
    Inicio:

    Comenzamos un diálogo con el alumnado, explicando que hemos recibido unas imágenes que nos parecen atractivas e interesantes junto con unos títulos (en función de los recursos disponibles se las mostraremos o bien en la pizarra digital o en papel). Estas imágenes no estarán emparejadas con sus correspondientes títulos por lo que, tras mostrárselas, les preguntaremos si les gustaría ayudarnos a organizar cada título con las imágenes correspondientes.

    Durante:

    Dividimos al alumnado en equipos de entre 4-5 personas y repartimos tres imágenes a cada grupo, con cuidado de que sean todas distintas y que cada una corresponda con cada uno de los temas de los proyectos.

    Dejamos un tiempo para que dialoguen entre sí y puedan consensuar qué imagen corresponde a cada tema.

    Realizamos una puesta en común en gran grupo y pedimos a cada equipo que exponga sus ideas y conclusiones.

    Cierre:

    Una vez recogidas todas las imágenes asociadas con su correspondiente título, explicaremos que durante el curso vamos a trabajar y conocer mejor las tres temáticas, pero que vamos a elegir conjuntamente el orden en el que lo haremos.

    Para ello repartimos tres adhesivos de colores diferentes a cada persona, y dejaremos un tiempo para que, de manera individual, piensen cuál de los tres proyectos preferirían realizar primero. Cada color estará asociado a un proyecto y cada alumno o alumna deberá elegir un tema (y por tanto, su correspondiente color). Por equipos, pediremos al alumnado que se vaya levantando y pegando, de forma individual y en un papel continuo (a modo de mural), el adhesivo del color que haga referencia al tema por el que prefiere empezar.

    El proyecto que obtenga más votos (mayor número de adhesivos) será el que realizaremos en el primer trimestre. La segunda temática más votada será la que abordaremos en el segundo trimestre, y el menos votado se trabajará en el tercer trimestre.

    Podemos terminar la actividad pidiendo a los alumnos y alumnas que dibujen en ese mismo mural aquellas ideas que relacionen con el tema elegido.

     

  2. Fase de impacto y motivación

    En este momento del proyecto os proponemos realizar actividades que provoquen en el alumnado interés y curiosidad, con el objetivo de conseguir su compromiso y motivación por participar para poder desarrollar con éxito el proyecto.

    Este tipo de actividades buscan causar impacto y sorpresa, para desde la novedad de lo inesperado, movilizar al alumnado a querer aprender sobre el tema.

  3. Fase de elaboración del índice

    El índice de cualquier proyecto es una herramienta que consigue recoger los contenidos para que sean vistos por el grupo como algo útil y al servicio de las necesidades de conocimiento de las personas.

    En el proceso de elaboración del índice es necesario escuchar la voz del alumnado haciendo que participe de forma activa para:

    • Reconocer qué aspectos sabe relacionados con el tema.
    • Identificar las dudas respecto a los contenidos.
    • Orientar hacia los deseos e inquietudes con respecto a la propuesta decidida.
    • Proponer posibles líneas de investigación-acción a partir del consenso y el diálogo conjunto.

    Este índice que realizan los alumnos y alumnas pretende ser un comienzo de proyecto que pueda orientarte sobre lo que tus estudiantes conocen o desconocen en relación al tema propuesto.

    En cada uno de los diferentes proyectos encontrarás un índice específico, ya diseñado, con los contenidos curriculares que te proponemos trabajar vinculados a una mirada medioambiental de ese proyecto. Además, tendrás otros contenidos curriculares específicos y concretos de tu Comunidad Autónoma, que tendrás que listar para abordarlos igualmente durante el trimestre de implantación del proyecto.

    Una vez listados ambos contenidos, deberás consultar a tu alumnado para que responda a la pregunta de “¿Qué queremos aprender?” sobre el tema del proyecto, y recoger también esta información.

    De este modo dispondrás de dos índices: uno obtenido de las respuestas del alumnado a la pregunta “¿qué queremos aprender?”, y otro creado con los contenidos curriculares como tal (tanto los que ofrecemos desde el proyecto como los restantes específicos propios que no queden cubiertos por el mismo).

    Tendrás que cruzar ambos índices para unir las inquietudes de los escolares con los contenidos curriculares y ambientales que tienes que impartir. De este cruce saldrá un índice único con el que garantizamos, por un lado, dar respuesta a la curiosidad y motivaciones del alumnado y, por otro, llevar a cabo la comprensión y el cumplimiento de todos los contenidos curriculares y ambientales con el objeto de poder adaptar mejor el proyecto a la realidad de tu aula.

    El índice quedará expuesto en un espacio visible del aula y será un recurso vivo al que constantemente acudiremos y haremos referencia para comprobar los avances en los aprendizajes del alumnado. Para posibilitar este aspecto, te sugerimos que en los momentos de cierre o inicio de cada sesión, o al finalizar un contenido en clase, propicies un espacio para acudir al índice y comprobar, junto con el alumnado, los aprendizajes alcanzados y por dónde vamos avanzando. Para ayudar a hacer conscientes a los alumnos y alumnas de la importancia del índice como guía y cómo vamos progresando, podemos señalar con adhesivos, o colorear de alguna forma significativa, cada ítem trabajado o que vaya a ser abordado.

    Para guiarte en este proceso te sugerimos que lleves a la práctica la propuesta de sesión que encontrarás descrita en detalle en “EN EL AULA”.

  4. Fase de actividades previas

    Las actividades previas son aquellas que podemos pensar y llevar a cabo para sumergir al alumnado en la temática del proyecto, despertando su interés y motivación.

    TÍTULO DEL PROYECTO Y FIRMA DEL CONTRATO

    Como has podido comprobar, el proyecto ya tiene asignado un título genérico. Sin embargo, te proponemos que hagas de nuevo partícipe al alumnado en la elección del nombre del proyecto escuchando sus voces. Es probable que su creatividad y frescura genere propuestas interesantes, y además, ayude a su implicación y motivación hacia el tema a investigar. Es preferible trabajar a partir del título consensuado por el alumnado ya que esto genera mayor identidad y vínculo con el proyecto.

    Posteriormente, una vez elegido el nuevo nombre, el alumnado firmará un “Contrato”. Este documento pretende servir de compromiso de aprendizaje por parte del alumnado y profesorado hacia el proyecto de investigación. Es una manera de recoger a través de la firma, la intención de investigar, descubrir y, en definitiva, aprender más sobre la temática propuesta.

    Para guiarte en este proceso te sugerimos pongas en práctica la propuesta de sesión detallada en “EN EL AULA”.

    DECORACIÓN Y AMBIENTACIÓN DEL ESPACIO-CLASE Y CARTA A LAS FAMILIAS

    Generar expectativas y crear impacto son dos aspectos clave para el aprendizaje. A través del proyecto podemos dar rienda suelta a nuestra imaginación a la hora de transformar el aula en un escenario de enseñanza y aprendizaje. Para lograr una verdadera inmersión en la temática que vayamos a investigar, podemos crear una atmósfera que despierte la curiosidad del alumnado jugando con los elementos del espacio como estímulos.

    • La disposición diferente del mobiliario, su transformación en algo distinto.
    • Los posibles agrupamientos del alumnado.
    • La organización de zonas temáticas de trabajo por las que rotar.
    • El aprovechamiento de la luz natural o el juego con la luminosidad artificial.
    • Los posibles elementos externos al aula que podemos aprovechar: colores, olores, sabores, texturas y sonidos sugerentes.
    • Aprovechar los techos y suelos, así como las puertas y ventanas como paneles donde localizar también información.

    Además, para involucrar a toda la comunidad educativa en el proyecto, te sugerimos que utilices el recurso de la carta como medio de comunicación con las familias. A través de ella podrás informar, de manera cercana y frecuente, de las diferentes experiencias de aprendizaje que están teniendo lugar en el proceso, y solicitar la participación en el mismo durante alguna de las fases del desarrollo.

    La comunicación con las familias será también importante para que puedan proporcionar recursos materiales para la investigación del tema que se está trabajando. Estos recursos se pueden localizar en un espacio asignado para la investigación del tema (un panel, un rincón…), al que el alumnado podrá acudir en diversas ocasiones a lo largo del desarrollo de las propuestas de trabajo. Algunas sugerencias para la dinamización y uso de este espacio de investigación serían:

    • Antes del comienzo de la jornada escolar por las mañanas, y hasta que llegan todas las personas al aula.
    • Cada vez que un alumno o alumna trae un recurso nuevo, para que lo presente al resto del alumnado antes de colocarlo en dicho espacio.
    • Cuando cualquier estudiante haya acabado una tarea y tenga un tiempo libre antes de iniciarse otra actividad.
    • Un momento específico y elegido dentro de la jornada escolar.

    Para guiarte en este proceso te sugerimos pongas en práctica la propuesta de sesión detallada en “EN EL AULA”.

  5. Fase de desarrollo

    La fase de desarrollo de un proyecto cuenta con diversas propuestas didácticas. Estas propuestas engloban diversas líneas de investigación que facilitan el acceso al aprendizaje y la participación activa del alumnado a lo largo del proceso.

    A lo largo de la propuesta en la plataforma, podrás encontrar diferentes actividades que recogerán tanto los contenidos curriculares como medioambientales. Cada sesión contemplará un inicio, desarrollo y cierre de la misma. 

    En esta fase de desarrollo, la dinamización de las diferentes propuestas didácticas será flexible en función de los espacios y tiempos. A lo largo de todo el proceso y a través de diferentes actividades se trabajarán contenidos relacionados con el área de Ciencias de la Naturaleza.

  6. Salida fuera del aula

    El proyecto de Ciencias de la Naturaleza lleva asociado, aparte de las 14 sesiones en aula, el desarrollo de una salida de una mañana (máximo 4 horas de duración) a un entorno cercano al centro para complementar los contenidos del área. En cada proyecto te recomendaremos el momento más apropiado del trimestre para su realización.

  7. Fase de cierre de proyecto

    PRESENTACIÓN DE LA EXPERIENCIA

    En este momento del proyecto crearemos diferentes espacios o acciones mediante las cuales el trabajo realizado se dé a conocer al resto de la comunidad educativa.

    MEMORIA: GRÁFICA / ESCRITA

    La memoria de proyecto es el registro de todo lo acontecido en el desarrollo del mismo y cada proyecto tiene como resultado dos memorias de trabajo: la nuestra como docentes, en la que estará recogida la programación que hayamos diseñado, y la memoria elaborada por el alumnado, que constará de todas las producciones y reflexiones surgidas durante el desarrollo de la investigación.

    Te sugerimos a continuación una plantilla o secuencia de epígrafes, como modelo sencillo de memoria que te permitirá registrar y elaborar un documento. Con este archivo podrás elaborar una muestra del proceso llevado a cabo para toda la comunidad educativa. Al mismo tiempo, servirá como herramienta de evaluación del proceso de enseñanza y aprendizaje llevado a cabo a través del proyecto para tu memoria docente.

    Para la memoria o registro del alumnado proponemos:

    • Elaborar un dossier en el que, fase a fase, podamos plasmar a través de imágenes cada actividad desarrollada. Junto a cada imagen habrá espacio en la hoja para que el alumnado recoja por escrito (quizá en parejas), lo sucedido, lo aprendido, cómo se sintieron, qué estaban haciendo, etc.
    • Hacer un registro en vídeo en el que grabemos al alumnado, ya sea individualmente, parejas o pequeño grupo, valorando y narrando sus experiencias a lo largo del proceso. En esta opción, recomendamos llevar a cabo las grabaciones a lo largo de todo el proceso (tanto del desarrollo de las actividades como de la voz del alumnado), y en este punto final, editar el vídeo para hacer un montaje que sintetice lo vivido y sirva de muestra.